Denunciaron a Bolsonaro ante CIDH por poner en peligro salud de brasileños en la pandemia

Foto: Archivo

El Partido de los Trabajadores (PT) de Brasil presentó una denuncia contra el presidente Jair Bolsonaro ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por actuar de “manera irresponsable y delictiva” ante el nuevo coronavirus.

Texto: VTV

 

Firmado por el líder del PT en la Cámara de Diputados, Enio Verri, y el parlamentario Paulo Pimenta, el documento fue enviado al secretario ejecutivo de la CIDH, Paulo Abrão, según publica la organización política en su página oficial.

Alertan que en los últimos días Bolsonaro arremete, sin fundamento científico alguno, contra la política de aislamiento social que gobernadores y alcaldes adoptaron en el país para frenar la Covid-19, reportó Prensa Latina.

Los parlamentarios enumeran en su informe una serie de ataques de Bolsonaro a las directrices de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y del ministerio del sector en Brasil para combatir la pandemia e insistieron en que la CIDH fije posición.

“En este momento de fragilidad y crisis política, institucional y sanitaria, creemos que una declaración de apoyo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos sería relevante’, indica el escrito,

De acuerdo con Verri y Pimenta, el mandatario ultraderechista adopta “conductas delictivas que exponen la integridad física y mental de la población brasileña a graves daños”.

Como recordaron los legisladores, el gobernante aboga por el regreso de los brasileños a las calles, llamado que pone más en riesgo la vida.

“De manera diferente, en contra de las directrices de las autoridades sanitarias y de la comunidad científica, el presidente de la República y algunos de sus acólitos, con el apoyo y/o la presión de empresarios e inversores sin escrúpulos, libran una verdadera guerra en un intento por frustrar o sabotear todos los esfuerzos en favor de la salud y la vida de miles de brasileños”.

Apuntaron que Bolsonaro minimiza el virus letal al llamarlo “la gripecilla” o “el resfriadillo”, y en un discurso a la nación el 24 de marzo abordó el tema económico y financiero, en detrimento de la salud pública, sin preocuparse por la vida de los brasileños.

Cuestionamiento público

La polémica aseveración del mandatario derechista generó una crisis política, sanitaria y de inseguridad para la población. Entidades de la comunidad médica y científica rechazaron la imprudente declaración, así como los líderes del Parlamento brasileño.

Hasta el momento, Brasil registra 114 muertes y tres mil 904 personas contagiadas por el virus del Covid-19.

Dejar un comentario

avatar
600
  Subscribe  
Notificar en