Antena 3 y los testaferros de Aznar denunciados por Nicolás Maduro

aznar-rajoy--644x362-1El presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, hizo duras declaraciones este sábado en contra del canal de televisión español Antena 3, propiedad de Atresmedia Corporación y del grupo Planeta,  luego de que emitieran el miércoles pasado un trabajo especial titulado “Venezuela al Límite”, que presenta a Venezuela como una nación sumida en la pobreza, la miseria y el caos. Para Maduro, Antena 3 busca justificar en Venezuela una intervención militar con trabajos parecidos a los publicados poco antes de intervenir en naciones como Irak, Libia y Siria. Denunció los orígenes de Antena 3, como televisora comprada “por testaferros de Aznar”. ¿A qué se refiere? Aquí te lo explicamos.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Texto: Alba Ciudad (Luigino Bracci Roa)

Las palabras del Jefe de Estado venezolano se emitieron durante su participación en el capítulo educación del Congreso de la Patria, realizado en la Universidad Experimental de la Seguridad (UNES), desde donde solicitó que la justicia internacional investigue a los dueños y testaferros de dicha televisora española. El Congreso de la Patria consiste en reuniones con todos los sectores de sus simpatizantes, escuchando planteamientos, ideas y nuevos cuadros en el marco de la crisis que vive el país actualmente.

Presidente-Nicolas-Maduro-en-el-Congreso-de-la-Patria-Capitulo-Educacion

Foto: Correo del Orinoco

El gobierno de España y sus medios de comunicación aliados han reforzado en las últimas semanas sus continuas muestras de apoyo a la derecha venezolana, que hace esfuerzos desesperados por sacar al presidente Maduro del poder, aprovechando la crisis causada por el descenso en los precios del petróleo y los efectos de la guerra económica sobre la población.

Injerencias de Rajoy 

Una de las más recientes declaraciones públicas ocurrió el 29 de marzo, cuando el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, del derechista Partido Popular, afirmó que “el cambio no será completo en América Latina sin libertad en Venezuela” y aseguró que España “está y estará siempre a su lado para acompañar lo que este pueblo decida soberana y democráticamente”, ello durante el acto de inauguración del seminario internacional “Mario Vargas Llosa: cultura, ideas y libertad” organizado en Casa América con motivo del 80 cumpleaños del escritor peruano y furibundo opositor al gobierno venezolano.

Rajoy también aprovechó para autoelogiarse por ser el primer Presidente en ejercicio que recibió a las esposas de los llamados “presos políticos” venezolanos, Leopoldo López y Antonio Ledezma, de los que pidió nuevamente su libertad en un abierto acto de injerencia contra Venezuela. López está cumpliendo pena de 13 años de prisión por ser uno de los organizadores y promotores de las protestas violentas en Venezuela ocurridas el año 2014, conocidas como “La Salida” o “guarimbas”, que dejaron 43 personas fallecidas.

Al día siguiente, en Venezuela, la oposición de derecha que ostenta la mayoría en la Asamblea Nacional aprobó en segunda discusión la Ley de Amnistía y Reconciliación Nacional, un proyecto de ley que busca liberar no sólo a López, sino a cientos de personas acusadas por causar destrozos durante las guarimbas y participar en actos que en otros países serían calificados de terrorismo (puede encontrar un análisis del primer borrador de esta ley aquí). La ley de Amnistía también liberará a quienes participaron en el golpe de Estado de abril de 2002, el paro petrolero de ese año y otra gran cantidad de delitos.

Marcha del 7 de abril contra la Ley de Amnistía

Según la Constitución venezolana, la Ley de Amnistía, al aprobarse en segunda discusión, debe enviarse al Presidente de la República para firmarla y darle el “ejecútese”. Sin embargo, el Presidente puede enviarla al Tribunal Supremo de Justicia si sospecha que la misma es inconstitucional, y eso hizo: el pasado jueves 7 de abril, Maduro recibió a miles de sus simpatizantes que rechazaban la Ley de Amnistía, y anunció que introduciría ante el Tribunal Supremo de Justicia una solicitud para declarar su inconstitucionalidad.

En su discurso, denunció la injerencia del gobierno español y de sus aliados mediáticos. “Están anunciado un programa para hoy en horario estelar… ‘Venezuela en la mira'”, dijo refiriéndose al programa de Antena 3. “Claro. En España están aterrados porque ha surgido una organización y un liderazgo propio de España, y están aterrados. ¡Tiembla la oligarquía española, como le tembló a Simón Bolívar, que hace 200 años los expulsó a bayoneta limpia, un día como hoy en Bomboná. ¡Tiembla la oligarquía colonialista y racista de Rajoy, y de todos ellos! Racista te dije, Rajoy; colonialista te dije, Rajoy; ¡basura corrupta te dije, Rajoy! ¡Basura colonialista! ¡A Venezuela se respeta! ¡Este es el pueblo de Simón Bolívar, el pueblo de los Libertadores!”

Las duras pero contundentes palabras de Maduro causaron que el gobierno español ordenara el viernes el retiro de su embajador en Venezuela para consultas acerca de lo que consideró “insultos intolerables”. La cancillería española también citó al embajador venezolano en España, Mario Isea, para “protestar por los insultos”.

Esto forzó al gobierno venezolano a emitir un comunicado el viernes 8 de abril, en el que el Ministerio de Relaciones Exteriores venezolano repudió el “apoyo y soporte” prestado por el Gobierno de Mariano Rajoy a factores de la derecha de este país, “que pretenden el derrocamiento del gobierno legítimo y constitucional del Presidente Nicolás Maduro”. Asimismo, la cancillería de Venezuela reiteró su reclamo por la “política injerencista” que mantiene la nación europea sobre sus asuntos internos, lo que vulnera los deberes que dicta el Derecho Internacional sobre las relaciones entre los países.

Marcha del 7 de abril contra la ley de Amnistía (AVN)

Antena 3 y su documental, “Venezuela al límite”

El miércoles pasado, Antena 3 estrenó el trabajo especial titulado “Venezuela al Límite”, un documental que supuestamente presenta la “realidad” del país, mostrándolo como una nación sumida en la pobreza, la miseria y el caos. “Así es el día a día de los venezolanos: largas colas para comprar los productos más básicos en un país de estanterías vacías por un desabastecimiento brutal de alimentos y medicinas. Se trata, además, de un país en el que el dinero no vale nada y que sufre la mayor inflación del planeta”, señala la reseña del material audiovisual, la cual fue ampliamente promocionada por dicho canal.

“Antena 3, ¿Para cuándo un ‘España Al Limite’? En ‘Venezuela Al Limite’ las colas son por desabastecimiento, en España son en comedores populares”, escribió Pulpul, líder de la banda española Ska-P, después de estrenarse el documental.

Este sábado 9 de abril, Maduro le reiteró al presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, que se ocupe de sus asuntos internos y no los de Venezuela, y lo invitó a debatir sobre los logros de la Revolución Bolivariana, entre ellos la construcción de un nuevo sistema educativo gratuito, de calidad e incluyente. “¿Ustedes saben cuántos jóvenes españoles se han tenido que ir de su país porque no tienen oportunidades de estudiar en la universidad ―la privatizaron―, porque no tienen oportunidad de trabajar, por los desahucios? Más de dos millones de españoles se han tenido que ir exiliados, expulsados por el señor Rajoy en los últimos ocho años”, dijo Maduro.

Maduro pide investigar a Antena 3 por usar propaganda de guerra contra Venezuela

Mire este video en Youtube.

“Y en esos últimos 8 años, si Rajoy quiere comparar, lo reto a un debate público donde él quiera, y comparamos el desastre al que tú has llevado a España, la tragedia humanitaria, y los logros que ha hecho la Revolución Bolivariana, modestamente. ¡Ya lo sabe, Rajoy! Cuando quieras, donde quieras y como quieras. ¡Venezuela se respeta!, y nosotros vamos a saber defender a Venezuela con la verdad”, señaló.

Recordó que, mientras en otros países como España se ha privatizado la educación, en Venezuela se ha construido un sistema de calidad, reiteró el Presidente al detallar que Venezuela tiene 10 millones de estudiantes en su sistema educativo, y seguirá avanzado a pesar de la caída de los precios del petróleo.

El presidente venezolano destacó los logros de la Revolución Bolivariana, entre ellos la construcción de un nuevo sistema educativo gratuito, de calidad e incluyente, en comparación la educación privatizada en España. “Aquí tenemos 10 millones de estudiantes en el sistema educativo; 84 por ciento de escolaridad en promedio, entre el sistema primario, secundario y universitario”.

madurocongreso11460253155

Maduro este sábado durante el acto del Congreso de la Patria, capitulo Educación

“Rajoy, ¡toma nota, fracasado! ¡Privatizador, neoliberal! Y Antena 3 también, ¡fracasados!”, dijo Maduro. “Yo los denuncio, seguro no lo van a publicar. Preparan videos para justificar un intervencionismo en Venezuela, o que Venezuela se lleve a una guerra civil. ¡Yo lo denuncio aquí!”

“Pongan sus cuentas sobre la mesa los testaferros de Antena 3, que preparan videos para justificar un intervencionismo en Venezuela, o que Venezuela se lleve a una guerra civil. ¡Yo lo denuncio desde aquí!”

Maduro denunció que los propietarios de Antena 3 fueron testaferros de José María Aznar (presidente español entre 1996 y 2004), quienes “en cuentas offshore en el mundo, obtuvieron el dinero para montar esa basura que en España ataca a Venezuela con propaganda de guerra, tratando de justificar, como justificaron en su tiempo la guerra de Irak, de Libia y de Siria. Propaganda de guerra dirigida por la ultraderecha española, a través de un canal que lo dirigen y son dueños, testaferros que deben ser investigados por la justicia internacional”.

¿A qué se refería Maduro?

Antena 3 y sus testaferros… ¿cómo es eso?

Hay que recordar que una de las primeras “obras de gobierno” de Aznar en 1996 fue la privatización de  Telefónica, la principal empresa de telecomunicaciones de España. Al frente de la misma situó a uno de sus amigos personales, Juan Villalonga Navarro, como director ejecutivo.

aznaryvillalonga

Aznar y Juan Villalonga

“Cuando Aznar puso al frente de la mayor empresa española, Telefónica, a su amiguete más íntimo, Villalonga, le impuso una tarea: comprar medios de comunicación. Villalonga se puso en marcha. Empezó con Antena 3, Onda Cero (220 emisoras), Intercontinental, Cadena Voz, el 40% de El Mundo, a través de Pearson, etc”, escribió en 2003 el articulista Xabier Arzalluz en Rebelion. “El Sr. Aznar, con dinero que dice que es privado, se compra un imperio mediático a su sola disposición, con lo que apaga el rencor que le atenaza desde que atribuía su frustrada mayoría absoluta en sus primeras elecciones y el relativo éxito de las últimas elecciones de Felipe González a la intervención electoral de Prisa. Aznar no para hasta tener su propia Prisa por las vías descritas”.

El articulista Pedro Edu Hondo Martín explicó en 2004, en un artículo en la publicación estadounidense Zmag:  “Villalonga comenzó a comprar acciones de compañías privadas de radio, televisión y prensa ayudando a consolidar el enorme aparato mediático que ha servido a los intereses de la derecha española durante los últimos años: radio y televisión públicas estatales RNE y TVE, radios privadas Onda Cero y Cope, televisión privada Antena 3, diarios nacionales El Mundo, ABC y La Razón, y varias radios y televisiones regionales allí donde gobierna el Partido Popular”.

“En estos años ―continúa Hondo Martín― las ruedas de prensa sin preguntas de los periodistas, las campañas electorales sin debates entre candidatos y la baja calidad en las televisiones públicas se han convertido en algo habitual. La opinión pública quedaba así bajo un férreo control ejercido especialmente a través de la televisión, que es el único medio para informarse de la mayor parte de los ciudadanos españoles. Los informativos de la televisión pública nacional han sido frecuentemente denunciados como los más manipulados de la historia democrática española”.

5693577_orig

Juan Villalonga

En específico sobre Antena 3, el periodista D. Forcada explica en un artículo en El Confidencial: “En 1997, el Grupo Zeta vendió todas sus acciones de Antena 3 (su 25%) a Villalonga, que se hizo, además, con el 51% de las acciones que estaban bajo el control de la sociedad Gestora de Medios Audiovisuales (GMA). Los ideólogos de toda aquella operación fueron José María García y Pedro J. Ramírez. Fue, igualmente, una declaración de guerra a Prisa, que hasta ese momento contaba con Telefónica como socia de Canal Satélite Digital”.

“Telefónica fue durante dos años una fuente pródiga en satisfacciones para Aznar y su entorno”, explicó Jesús Mota en un artículo en El País, publicado en 2001. “Con el inagotable cash flow de Telefónica, el Partido Popular dispuso de una televisión privada a su entero servicio (Antena 3), una cadena de radio de las 102 emisoras dispuesta a cantar las alabanzas del poder popular (Onda Cero) y un grupo de prensa con ánimo favorable a prodigar los reportajes laudatorios sobre la economía aznarista (Recoletos-Pearson). Todo ello por la módica cantidad de unos 150.000 millones de pesetas, pagados por los accionistas de Telefónica para comprar activos puestos al servicio del Gobierno. Villalonga no tuvo empacho alguno en cambiar su idea inicial de que la primera empresa española no debía participar en medios de comunicación para, a indicaciones de su buen amigo Aznar, lanzarse a la acumulación obsesiva de periódicos, radios, televisiones y todo lo que pudiera utilizarse como propaganda directa e indirecta del Gobierno”.

En mayo de 2003, José Manuel Lara Bosch, propietario del Grupo Planeta, se convierte en principal accionista de referencia de Antena 3 al comprar el 25,1% de la cadena.

Lara Bosch (arriba a la derecha) era hijo de José Manuel Lara Hernández (izq.), un capitán de la Legión Española que peleó en la guerra civil combatiendo contra los Republicanos. Los enormes vínculos de Lara Hernández con el régimen de Francisco Franco hacían que todos le temieran en diversas imprentas de Barcelona, a las que requisaba a punta de pistola el papel que necesitaba para imprimir sus libros.

Así, Lara Hernández logró fundar en 1949 la Editorial Planeta, que su hijo heredó. Y, en 2003, Lara Bosch logra el control de Antena 3, asegurándose que la misma permanezca ideológicamente bajo el control de la derecha política.

En 2012, poco después de que Mariano Rajoy asumiera la presidencia, Antena 3 y La Sexta se fusionan. “La Sexta es la cadena ideada por los amigos de José Luis Rodríguez Zapatero (presidente español entre 2004 y 2011, del partido PSOE), y que, un sector del Gobierno y del Partido Popular español deseaba ver en manos de Lara Bosch para desarticular su beligerancia contra el Ejecutivo”, explicó Forcada en el artículo que publicó el 31 de enero de 2015, día de la muerte del entonces presidente de ATresmedia, víctima de cáncer pancreático.

Desde entonces, fue sustituido por Josep Creuheras en la presidencia de ATresMedia y del Grupo Planeta. Y sus ataques mediáticos contra Venezuela, lejos de cesar, se han intensificado.

Pero si algo podemos aprender de estas lamentables historias, es que lo primero que hace todo Presidente de derecha en España, al llegar al poder, es acomodar los poderes mediáticos a su favor.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

También puede leer:

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600
wpDiscuz