Fernando Kishmar en FilMar: el documental es una herramienta para la movilización social

Festival de Cine Margarita 2015. Foto: Milangela Galea

Festival de Cine Margarita 2015. Foto: Milangela Galea

Fernando Kishmar es un cineasta argentino invitado al Festival Latinoamericano y Caribeño de Cine Margarita (FilMar) 2015. Estudió en la Escuela de Cine, Video y TV de Rosario en Argentina. Cursó talleres con José Martínez, presidente del Festival de Mar del Plata. Es Presidente de Documentalistas de la Argentina (DOCA), y fue coordinador de la cátedra de Dirección en la Escuela Internacional de Cine y TV Santiago de Los Baños, en Cuba.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Texto: Javier Bastardo, Mppc

Participa como jurado en la categoría de Ópera Prima Documental en FilMar y ha estado en varios festivales en el mundo. Ofreció una entrevista para mostrar su perspectiva sobre el cine, el documentalismo y el trabajo dentro de la industria cinematográfica.

Sobre su trabajo como director
“El año pasado estuvimos en el festival de Caracas con Seré millones, que ganó uno de los premios en documental allí. Actualmente soy el presidente de DOCA, asociación que agrupa a más de 150 documentalistas relativamente jóvenes, somos un movimiento que surgió a mediados de los noventa, en plena época neoliberal en Argentina y nos hemos organizado y hemos logrado durante esta última década, sobre todo, financiamiento para documentales a partir de la lucha política y la organización y seguimos en la lucha por la producción y la exhibición del cine documental argentino”, aseguró.

El argentino compartió parte de sus proyectos por venir, enfocados sobre todo en la figura del cubano Santiago Álvarez y la crítica al desarrollismo como causa del cambio climático.

“Yo soy director hace ya veinte años, y actualmente estoy con un nuevo estreno, sobre el documentalista cubano Santiago Álvarez, que se llama El camino de Santiago: periodismo, cine y Revolución en Cuba, que cuenta no sólo la vida de Santiago, sino además la historia del Noticiero ICAIC, que fue su obra más importante, y también habla de la actualidad cubana retomando algunas ideas que él impuso en su momento”, afirmó.

“También estamos por estrenar El futuro llegó, que es una película que habla sobre los problemas que genera el desarrollo fabril en cuanto a la contaminación, y criticando un poco el concepto de progreso”.

El documental y su perspectiva política
Pero Kishmar se ha especializado en el documental no por azar, sino porque entiende que es un vehículo ideal para la concreción militante, para reflejar de manera fehaciente la realidad para su transformación.

“En general el documental y el cine siempre plantean una posición política o una mirada del mundo. Tal vez en el documental como trabaja con materiales propios de la realidad, o que suceden más allá de la voluntad del realizador, se nota más. Al ser una mirada y un reporte sobre la realidad, generalmente el cine documental tiende a generar reflexiones políticas y a veces acciones. Por ejemplo, a partir de documentales que hemos realizado nosotros sobre los procesos de represión en Argentina se organizaron demandas contra represores que estaban impunes, la gente vio la película y fueron a la calle a plantear que deberían ser castigados”, subrayó.

Además, resaltó la importancia de las alianzas que se puedan hacen en pos de la creación cinematográfica y documental, a fin de que gobiernos y pueblos puedan tomar las herramientas de esta disciplina artística.

“Muchas veces el documental, al mostrar hechos reales, procesos reales, es una buena herramienta para la movilización social. Ahora bien, siempre tiene que haber una organización o un gobierno o alguien que de alguna manera lo tome como herramienta. El realizador se lo plantea en términos de posibilidades de ideas, pero siempre tiene que socuajar con una organización”, expresó.

“Yo hago documentales pero también trabajo en una asociación de documentalistas, también milito en distintos espacios de formación, que tienen que ver con la acción política y creo que el documental es muy claro en eso. Pero siempre es importante un apoyo de organizaciones colectivas que tomen el documental como herramienta, y entiendan que sirve no sólo para la concientización, sino que permite estimular el paso a la acción de determinados grupos en determinados temas”, finalizó.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600
wpDiscuz