Hace 120 años nació el general Sandino, líder histórico defensor de la soberanía latinoamericana

18 mayo, 2015
augustosandinop23893289362983

Augusto César Sandino (centro) fotografiado en 1929 con simpatizantes, incluyendo al salvadoreño Farabundo Martí.

Un día como hoy en el año 1895, nace en la localidad de Niquinohomo, departamento de Masaya, Nicaragua, Augusto César Sandino, líder guerrillero que luchó contra la intervención del imperialismo estadounidense en su país y por el respeto a la soberanía y autodeterminación de los pueblos latinoamericanos, valor que rescata del pensamiento y acción del Libertador Simón Bolívar.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Texto: AVN

Este exaltador de la nacionalidad latinoamericana en el año 1926 inició una batalla contra las fuerzas ocupantes que se encontraban en el país centroamericano desde el año 1916, defendiendo los intereses de las transnacionales de Estados Unidos.

En Nicaragua, además, estaba en vigencia el convenio Bryan-Chamorro, que concedía al país norteamericano los derechos a construir un canal intereoceánico y una base naval en el golfo de Fonseca, así como el tratado Stimson-Moncada, firmado el 4 de Mayo de 1927.

Mediante este acuerdo, también conocido como Pacto del Espino Negro, el gobierno de turno y la infantería de marina de los Estados Unidos impusieron la rendición y el desarme del Ejército Constitucionalista y la supervisión de las elecciones por parte de los marines estadounidenses.

Este pacto marcó el inicio de la intensa lucha de Sandino, quien se opuso al acuerdo y decidió continuar la batalla hasta expulsar a los marines.

La lucha de Sandino estuvo marcada por los ideales del Libertador Simón Bolívar, lo cual quedó en evidencia el 20 de marzo de 1929, cuando el líder guerrillero escribe y envía a los 21 mandatarios latinoamericanos de la época un manifiesto titulado Plan de realización del supremo sueño de Bolívar.

En este plan, uno de los antecedentes más importantes de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba) y la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), Sandino destaca la necesidad de crear la Nacionalidad Latinoamericana e invita a fundar una alianza en la región.

También declara “reconocido el derecho de alianza que asiste a los veintiún Estados de la América Latina Continental e Insular, y por ende, establecida una sola nacionalidad denominada nacionalidad latinoamericana, haciéndose de ese modo efectiva la ciudadanía latinoamericana”.

En el proyecto, igualmente, se exhorta a crear una Corte de Justicia y un Ejército latinoamericano para defender la soberanía de América Latina. Propone, asimismo, denominar a la Corte judicial Simón Bolívar, por considerarlo el realizador de la independencia latinoamericana y el máximo forjador de pueblos libres.

La creación de un órgano financiero también se contempla en el manifiesto enviado por Sandino, para llevar a cabo obras, adquirir materiales y construir vías de comunicación y transporte .

Del mismo modo, en el texto se invitan a los Estados Latinoamericanos a fomentar “de manera especial el turismo latinoamericano de manera de promover el acercamiento y mutuo conocimiento entre los ciudadanos de las naciones del continente”.

Augusto Sandino muere en Managua el 21 de febrero de 1934, tras ser baleado por el jefe de la Guardia Nacional, Anastasio Somoza, en una emboscada.

El luchador nicaragüense es el referente ideológico del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y de la revolución promovida por este movimiento que en 1979, acabó con la dictadura de la familia Somoza, instaurada en el país centroamericano desde 1934.

Inspirado en la Revolución Cubana de 1959, el FSLN se fundó en 1961 con el objetivo de luchar contra el régimen somocista, por lo que retomó el pensamiento de Augusto César Sandino y se preparó en las zonas rurales y urbanas para enfrentar a la dictadura, que recibió siempre apoyo de Washington.

La Revolución Sandinista, además, se llevó a cabo en medio de la guerra mundial que mantenía Estados Unidos contra el comunismo y que justificaba el accionar de las dictaduras establecidas en el continente americano y otros puntos del planeta, como el caso de Argentina, Chile, Uruguay, Brasil, Paraguay, República Dominicana, España, el propio Nicaragua, entre otras.

De esta forma, la Revolución Sandinista se dedicó a reivindicar la lucha popular y actualmente dirige Nicaragua al mando del presidente sandinista Daniel Ortega.

Cumpliendo con el proyecto de Sandino, Nicaragua forma parte de los bloques regionales que han sido creados, bajo los principios bolivarianos, en los últimos años: la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba); la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos (Celac).

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600

wpDiscuz