Hace 68 años nació Hugo Chávez Frías, el grande de la Revolución Bolivariana

Foto: Archivo

Se dice que en una noche de lluvia, en Sabaneta de Barinas, nació el niño que se convertiría en uno de los más grandes líderes políticos de Venezuela y la región Latinoamericana y el Caribe. Se trata del comandante Hugo Rafael Chávez Frías: el grande de la Revolución Bolivariana. Hugo Rafael Chávez Frías, niño campesino, adolescente beisbolista, joven soldado, hombre insurgente, líder firme y amoroso, lámpara de pueblos y revoluciones.


Texto: VTV

El gran líder revolucionario incursionó en el mundo militar como una excusa para llegar a las grandes ligas, pero el llamado de la Patria y la indignación por un mundo de desigualdades lo hicieron cambiar de rumbo.

 

Chávez realizó sus estudios primarios y secundarios en Sabaneta, y los universitarios en la Academia Militar de Venezuela, donde obtuvo el grado de subteniente en 1975. Se licenció también en Ciencias y Artes Militares, rama Ingeniería, mención Terrestre.

Ocupó diversos cargos en la Fuerza Armada de Venezuela, el último de los cuales sería el de Comandante del Batallón de Paracaidistas coronel Antonio Nicolás Briceño (1991-1992).

 

“Por ahora”

Venezuela lo conoció el 4 de febrero de 1992, cuando conmocionó al país con su “por ahora”, asumiendo la responsabilidad por la rebelión cívico militar de esa madrugada.

Por primera vez su rostro se hacía público para la gran mayoría del pueblo, pero para ese momento ya Chávez tenía años de trabajo silencioso en los cuarteles reclutando fuerzas y corazones que, como él, soñaban con otro rumbo para el país y para el mundo.

El resto de la historia es conocida por todos. Fue encarcelado y cumplió dos años de prisión en Yare. En 1994 fue liberado y su popularidad ascendió exponencialmente. Prometió recorrer el país e ir hasta las “catacumbas del pueblo” y así lo hizo.

En 1998 ganó la presidencia en medio de un inmenso fervor popular, elegido con el 56,2% de los votos y, acto seguido, tal como lo había prometido, convocó a una Asamblea Nacional Constituyente para refundar la República.

El comandante Chávez resumió el propósito de la Revolución Bolivariana de esta manera: “Siempre hemos venido dándole, imprimiéndole, entendiendo este proceso como un proyecto histórico, necesariamente de largo aliento, de largos horizontes, de muchos caminos, (…) No tiene que ver única y exclusivamente con este ser humano que aquí está, yo solo soy un soldado, una vida y una circunstancia que aquí me trajeron. No, no es porque ganó Chávez las elecciones que habrá Patria, es porque una buena mayoría, clara mayoría de venezolanas y venezolanos, votaron por la Patria, votaron por el futuro”.

En 14 años al frente del país impulsó cambios históricos tanto a lo interno de Venezuela como a lo externo. Centró su política internacional en la solidaridad, en la integración de los pueblos del Sur y en la unión suramericana. Orientó que los gruesos de los ingresos petroleros se dedicarán a la atención social del pueblo.

Querido por muchos y odiado por otros

Chávez, amigo de los pobres, de los obreros, se ganó el odio de los grandes empresarios; amigo de las mujeres, de los negros, de los indígenas; se ganó el odio de los medios de comunicación mercantilistas y de las cúpulas académicas; amigo de los pueblos expoliados, se ganó el odio de los imperios.

De esta manera, Hugo Chávez se plantó a las grandes potencias y a los grandes capitales, y ese mismo carácter rebelde se lo insufló a su pueblo, esa misma masa de gente que en 2002, cuando la derecha logró derrocarlo por menos de 48 horas, le puso el pecho a las balas y se jugó la vida saliendo a la calle a reclamar su regreso.

El 11 de abril de 2002, la derecha provocó el primer golpe de Estado mediático-empresarial con Pedro Carmona Estanga, presidente de la patronal Fedecámaras, quien usurpó el poder, cerró a Venezolana de Televisión (VTV) y persiguió a periodistas alternativos y al pueblo; destituyó a gobernadores y alcaldes y eliminó de un plumazo la Constitución Bolivariana, votada por los venezolanos, para retomar ilegalmente la derogada Carta Magna de 1961, aprobada por el viejo Congreso del siglo pasado.

Secuestrado por dos días en la Isla de La Orchila, el presidente Hugo Chávez fue rescatado por la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y el pueblo mayoritario, en la ejemplar unidad cívico-militar que expulsó de Miraflores a los dictadores y militares traidores, para restituir la democracia plena en Venezuela.

Un hombre, un amigo, una esperanza

“Supe así, por esa vía, que dentro de 10 días cumplirás 58 años. Tenía alguna duda sobre el número exacto que sumarías en esa fecha, pensaba que tal vez era 59, de todas formas ese día no te felicitaré por tu 58° aniversario, ya que desde ahora mismo lo hago con el invariable y sincero afecto de siempre”, fueron palabras de su amigo Fidel Castro hace una década.

El Poder Popular expresa que era un visionario, un hombre con profundos valores morales y éticos, un llanero aguerrido que no se amilanó ni aun estando frente a las fauces del imperio.

Según testimonios que recoge el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Juan Mujica, profesor universitario y comunicador social, expresó que el comandante Chávez enseñó a su pueblo a amar la Patria, a aplicar la justicia social, a ser humanista y mantener la igualdad y el respeto hacia los demás; “cuánta falta nos hace el Presidente eterno, vivirás por siempre. Dios es la luz y la esperanza”.

Mientras que, para Francisco Sánchez, Hugo Chávez fue una chispa que otorgó luz a los más desposeídos y excluidos durante otros gobiernos, “Chávez nunca morirá, su obra se mantendrá en nuestras memorias y corazones para siempre”.

“Decir Chávez, es sinónimo de igualdad y de Patria grande. Chávez es para mí la esperanza de los pobres, de un pueblo que estaba sumiso a los intereses del imperio. Hugo Chávez es amor, es solidaridad, cariño y respeto”, con estas palabras se refirió Olga Ordoñez para recordar a quien fuese en vida uno de sus grandes amores.

Un antes y un después en la historia de Venezuela

El 5 de marzo del año 2013, la noticia del fallecimiento del líder de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez, marcó un antes y un después en la historia de Venezuela y el mundo. Aquella tarde del martes, el dolor se apoderó del país luego de que el entonces vicepresidente de la República Nicolás Maduro acompañado de otras altas autoridades informara en cadena de radio y televisión, que Chávez había fallecido a las 4:25 horas en Caracas.

El anuncio dado desde el Hospital Militar ubicado en la capital venezolana, lugar en que se hallaba ingresado el Presidente desde el 18 de febrero, generó en la población un llanto que se dejaba notar en cada esquina del país.

Un colorido gris acompañado de un clima nostálgico era lo que se percibía aquella tarde del martes 05 de marzo de 2013. Más de dos millones de personas acudieron a la Academia Militar para despedir al líder venezolano.

Frases que lo inmortalizaron

  • Toda mi vida y por amor a un pueblo, la dedicaré hasta el último segundo de ella, para la lucha por la democracia y el respeto de los derechos humanos. Yo lo juro.
  • Por Cristo, el más grande socialista de la historia, por todos los dolores, por todos los amores, por todas las esperanzas que haré cumplir con los mandatos supremos de esta maravillosa Constitución, aún a costa de mi propia vida.
  • Aquí estoy parado firme. Mándeme el pueblo, que yo sabré obedecer. Soldado soy del pueblo, ustedes son mi jefe.
  • Cada día el mundo está más esperanzado con la Revolución Bolivariana. No podemos fallarle al mundo. De lo que pase en Venezuela, del éxito de nuestra revolución puede depender el futuro, la salvación de este planeta.
  • Al imperio no hay que subestimarlo, pero tampoco hay que temerle. Quien pretenda llevar adelante un proyecto de transformación, inevitablemente chocará con el imperio norteamericano.
  • Seguiremos batallando por la verdadera unidad e integración de nuestros pueblos, pero no es con el imperialismo que vamos a integrarnos. Bastante daño le hizo el imperio al proyecto de Bolívar.
  • En América Latina nos quieren imponer el modelo de democracia diseñado por los Estados Unidos, y al que no acepte entrar por ese carril, lo acusan de populista radical, terrorista y dictador.
  • Estamos comenzando a mirar lo que el Padre Libertador imaginaba: Una gran región donde debe reinar la justicia, la igualdad y la libertad. Fórmula mágica para la vida de las naciones y la paz entre los pueblos.

En el Cuartel de la Montaña

La Fundación Comandante Eterno Hugo Chávez invita al pueblo venezolano a conmemorar estos 68 años del nacimiento del líder de la Revolución Bolivariana a través de diversas actividades.

Fuentes:

Transcripción completa de las palabras del presidente Chávez en su última cadena nacional

https://www.telesurtv.net/news/Las-frases-que-inmortalizaron-a-Hugo-Chavez-20160305-0013.html

Hugo Chávez, un legado lleno de testimonios de amor por su pueblo

Suscribirse
Notificar en
guest

1 Comentario
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
trackback
16 días atrás

[…] (Alba Ciudad) with Orinoco Tribune content […]