El revolucionario Joel Atilio Cazal fue homenajeado en la Casa de la Historia Insurgente, a 10 años de su partida física (+Fotos)

Este lunes 27 de enero se llevó a cabo en la Casa de la Historia Insurgente un conversatorio en homenaje al militante revolucionario, de origen paraguayo, Joel Atilio Cazal, a propósito de la conmemoración de los 10 años de su partida física.

Texto: Prensa MPPC

La actividad contó con la participación del ministro del Poder Popular para la Cultura, Ernesto Villegas, quien destacó la vigencia del legado de este insigne luchador latinoamericano.

«Los seres humanos somos nosotros y nuestra estructura, pensar que somos individuos es también un espejismo, solos no somos nada. (…) Aquí está la estructura de Joel Atilio, yo lo siento vivo. Él hizo lo que hizo por y con esa estructura, de sus camaradas, de sus hijos, de su compañera y sus ideales. (…) Los revolucionarios con su estructura nunca mueren», subrayó.

El titular de la cartera de Cultura aseguró que Cazal es vanguardia del marxismo cultural latinoamericano y un referente actual en la lucha contra el proyecto monrroísta del imperio norteamericano, que pretende recolonizar nuestro continente.

«Hoy está en marcha en este continente y en el mundo un monrroísmo cultural, que es el proyecto monrroísta recolonizador, antipopular, imperialista, frente al cual los pueblos deben dar un paso adelante y enfrentarse con su identidad y hermosa diversidad. Para enfrentar ese monrroísmo cultural, hay que luchar como lo hizo Joel Atilio Cazal. Felicitémosno por estar aquí reunidos y que tengamos como herramienta de lucha en el presente su legado», añadió.

Por su parte, el viceministro para el Fomento de la Economía Cultural e hijo del homenajeado, Raúl Cazal, recordó el ímpetu de su padre, quien siempre fue inquieto en su accionar, un militante revolucionario de toda la vida y quien no descansó en la lucha por la defensa de las reivindicaciones sociales.

Asimismo, resaltó la importancia y trascendencia de la Revista Ko’eyú Latinoamericano, creada por Joel Atilio, la cual -sostuvo- logró unir a toda la izquierda latinoamericana.

«En esta revista no había ningún tipo de censura, era el lugar donde se podían discutir cada una de las diferentes posturas dentro de la izquierda, no solamente en Venezuela sino en Latinoamérica. (…) Y en sus más de 30 años de existencia ha sido siempre leal a sus principios revolucionarios”, comentó.

En este sentido, el escritor, historiador y director de la Editorial Trinchera Creativa, Amilcar Figueroa, resaltó el esfuerzo titánico emprendido por Cazal y su familia para mantener en el tiempo dicha publicación, que se convirtió en referencia para el pensamiento revolucionario y antiimperialista.

«La revista Ko’eyú fue testigo del pensamiento de una época. En el caso venezolano, en una época en la cual, por un lado se había hablado del declive de la lucha armada revolucionaria (…) y, por otro, a pesar de los esfuerzos vanguardistas que se hacían, estábamos prácticamente en un momento de sequía revolucionaria. En ese lapso, que apareciera esta publicación y que tuviera la continuidad en el tiempo es un esfuerzo titánico», precisó.

El encuentro contó además con la intervención del poeta Antonio Trujillo y del profesor y editor Carlos Ortiz, quienes también compartieron con el público varias de sus anécdotas vividas en torno a Joel Atilio Cazal y su revista.

“A Joel lo caracterizaba una constante disciplina; la revista Ko’eyú tenía textos de escritores de alto renombre internacional, como Frei Betto o Eduardo Galeano, promoviendo contenidos reflexivos, plurales pero con un sentido político en medio de una realidad histórica que atravesaban las fuerzas de izquierda en nuestros países”, detalló Ortiz.

Al respecto, Antonio Trujillo aseveró que Ko’eyú fue un taller de literatura y poesía, por medio de la cual se logró escribir sobre aquellos poetas militantes caídos “por usar la palabra como arma”.

Suscribirse
Notificar en
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios