Venezuela responde a Duque y Pompeo: La subordinación del gobierno colombiano a EEUU es una aberración

El Gobierno de Venezuela condenó este jueves la postura del presidente de Colombia, Iván Duque, y el secretario de Estado de los EE.UU., Mike Pompeo, «cuyos gobiernos pretenden subyugar y vulnerar la soberanía y la autodeterminación del pueblo venezolano».


Texto: AVN y Telesur

«Resulta una aberración histórica la subordinación del actual gobierno de Colombia a los intereses norteamericanos, al punto de pretender tergiversar la heroica hazaña Bolivariana al agradecerle a los Estados Unidos por su supuesta colaboración con el proceso de independencia colombiana de hace 200 años», refiere un comunicado de la Cancillería venezolana.

Asimismo, el Gobierno venezolano señaló que «a todas luces la retórica antivenezolana que ha expuesto el mandatario colombiano y el secretario estadounidense, pretende distraer la atención de la opinión pública ante el estrepitoso fracaso de la política antidrogas de Estados Unidos en Colombia, así como el lamentable estado del proceso de paz y la violencia incontenible en el vecino país».

Duque y Pompeo se reunieron durante unos 40 minutos en la Casa de Huéspedes de Cartagena, Colombia, donde el presidente colombiano expresó su gratitud por la ayuda prestada por el Gobierno estadounidense para la «emancipación de Colombia», afirmando que «el apoyo de los padres de los Estados Unidos fue crucial para alcanzar nuestra independencia».

En el encuentro, el mandatario colombiano aseguró que los países «que defienden la democracia» deben hacer los «esfuerzos necesarios» para que supuestamente se restablezca el orden constitucional en Venezuela, mientras que el funcionario estadounidense agradeció a Colombia su «apoyo» a los migrantes venezolanos y recordó que EEUU le ha dado casi 92 millones de dólares para atender la supuesta crisis migratoria venezolana.

A continuación el texto íntegro:

El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela rechaza enfáticamente la postura intervencionista asumida por Iván Duque junto al Secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo, cuyos gobiernos pretenden subyugar y vulnerar la soberanía y la autodeterminación del pueblo venezolano.

Resulta una aberración histórica la subordinación del actual gobierno de Colombia a los intereses norteamericanos, al punto de pretender tergiversar la heroica hazaña Bolivariana al agradecerle a los Estados Unidos por su supuesta colaboración con el proceso de independencia colombiana de hace 200 años, cuando los hechos demuestran que ese país declaró una vergonzosa neutralidad que violó reiterada y exclusivamente para apoyar los intereses del entonces imperio español, obstaculizando de esta manera la libertad de los pueblos suramericanos.

A todas luces la retórica antivenezolana que ha expuesto el Mandatario colombiano y el Secretario estadounidense, pretende distraer la atención de la opinión pública ante el estrepitoso fracaso de la política antidrogas de Estados Unidos en Colombia, así como el lamentable estado del proceso de paz y la violencia incontenible en el vecino país.

Resulta grave y sospechoso que, contando Estados Unidos con al menos siete bases militares en Colombia y tras haber dilapidado millardos de dólares en la supuesta lucha contra el narcotráfico, los cultivos y la producción de drogas ilícitas en el territorio colombiano hayan aumentado dramáticamente en los últimos años, según datos proporcionados por agencias calificadas las Naciones Unidas.

El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela reitera su rechazo a las irresponsables declaraciones de Iván Duque y denuncia una vez más ante la comunidad internacional el uso del territorio colombiano para generar una agresión contra Venezuela, como se demostró con apabullantes elementos probatorios tras el magnicidio en grado de frustración contra el Presidente Nicolás Maduro del pasado 4 de agosto, evento que sin lugar a dudas contó con el conocimiento y consentimiento de la Administración Trump.

El pueblo de Venezuela reitera su carácter irrevocablemente libre e independiente y exige el respeto a su soberanía nacional. Asimismo, recomienda a los gobiernos de Washington y Bogotá que se concentren en la lucha contra las industrias de la guerra y el narcotráfico en Colombia, y se mantengan al margen de los asuntos internos y soberanos de la República Bolivariana de Venezuela.

Caracas, 03 de enero de 2019

Dejar un comentario

avatar
600
  Subscribe  
Notificar en