La primera imagen del telescopio James Webb ofrece la mirada más nítida y profunda del universo más lejano, lograda hasta ahora

Detalle de la imagen del cúmulo de galaxias SMACS 0723 mostrada este 11 de julio de 2022 por la NASA, tomada por el telescopio James Webb. Las distorsiones en las galaxias se deben al efecto de «lente gravitacional» que el cúmulo SMACS 0723 ejerce sobre la luz de galaxias mucho más lejanas, distorsionándolas según predijo la teoría de relatividad de Albert Einstein.

Durante un evento celebrado este lunes en la Casa Blanca, en Estados Unidos, fue dada a conocer una de las primeras imágenes captadas por el telescopio espacial James Webb. En ella se observan galaxias extremadamente distantes, ofreciendo la vista más detallada hasta la fecha del universo tempranoinformó la NASA.

Texto: Actualidad RT y Agencias

De acuerdo al comunicado, la foto compartida da cuenta de cómo lucía el cúmulo de galaxias SMACS 0723 hace unos 4.600 millones de años. Se compone de una serie de imágenes captadas en diferentes longitudes de onda, con una exposición de 12,5 horas. Según la agencia, el Webb alcanza mayores profundidades en longitudes de onda del infrarrojo que las de los campos más profundos del telescopio espacial Hubble, que llevaban semanas.

Según detalló la agencia espacial, la imagen de campo profundo mostrada es considerada como la «imagen infrarroja más profunda y nítida del universo distante [tomada] hasta la fecha». En ella, señala la agencia, se aprecian con gran detalle estructuras diminutas y tenues que nunca antes habían sido vistas, incluidos cúmulos de estrellas y características hasta ahora desconocidas del cúmulo galáctico.

«Miles de galaxias -incluidos los objetos más tenues jamás observados en el infrarrojo- han aparecido por primera vez en la vista captada por Webb», afirmó la NASA. «La imagen de Webb abarca un pedazo del cielo que, para quien lo observa desde tierra, parece de aproximadamente el tamaño de un grano de arena sostenido a la distancia de un brazo extendido, y revela miles de galaxias en una pequeña franja del vasto universo».

La primera imagen del James Webb. Click para agrandar.

La masa combinada del cúmulo de galaxias SMACS 0723 actúa como una «lente gravitacional», magnificando galaxias mucho más distantes detrás de él. La cámara NIRCam de Webb ha enfocado nítidamente galaxias distantes: tienen estructuras diminutas y tenues que nunca antes habías sido vistas, incluidos cúmulos de estrellas y características difusas. Según la NASA, «la comunidad científica pronto comenzará a aprender más acerca de la masa, la edad, la historia y la composición de estas galaxias, a medida que Webb busque las galaxias más tempranas del universo».

Gracias a la calidad de las imágenes del Webb, la NASA espera que la comunidad científica pueda aprender más sobre la masa, la edad, la historia y la composición de las galaxias, a medida que el telescopio busque en las profundidades del universo.

La serie completa de imágenes serán presentadas este martes en la mañana en una transmisión en vivo, que estará disponible a través de Internet por los canales oficiales de la agencia estadounidense.

El telescopio espacial James Webb es un observatorio desarrollado a través de la colaboración de veinte países,​ construido y operado conjuntamente por la NASA, la Agencia Espacial Europea y la Agencia Espacial Canadiense. Uno de sus principales objetivos es observar algunos de los eventos y objetos más distantes del universo, como la formación de las primeras galaxias, estrellas y planetas y obtener imágenes directas de exoplanetas.

Estuvo en desarrollo desde 1996 y ha tenido numerosas demoras y gastos excesivos, siendo sometido a un importante rediseño durante 2005. En 2011 estuvo a punto de ser cancelado por el congreso estadounidense. Además, sufrió retrasos por la pandemia y otros problemas. Finalmente​, fue lanzado con éxito el 25 de diciembre de 2021, a bordo de un cohete Ariane 5 desde Guayana Francesa. Desde entonces, pasó varios meses en un complicado procedimiento para ser colocado en órbita en el punto de Lagrange Tierra-Sol L2, para entonces desplegarse y calibrar sus delicados instrumentos.

Ilustración de cómo luce el James Webb una vez desplegado.

El James Webb es, tal vez, el artefacto más complicado diseñado por el ser humano. Está compuesto por 18 segmentos hexagonales que, combinados, crean un espejo con un diámetro de 6,5 metros, un gran aumento con diferencia sobre el espejo utilizado por el Hubble, de 2,4 metros. Por esta razón, no podía ser puesto en órbita por ningún cohete existente, por lo que tuvo que diseñarse un complejo mecanismo para lanzarlo estando plegado y, una vez en el espacio, comenzar un complicado mecanismo para desplegarse, como un origami.

Ensamblado del espejo principal en el Centro de vuelo espacial Goddard, mayo de 2016. Foto: Nasa

Además, está protegido por una serie de parasoles con el fin de que los instrumentos receptores de luz infrarroja no reciban luz del sol y puedan enfriarse a la temperatura apropiada para que no reciban ningún tipo de interferencia.

Probando el despliegue del parasol en el hangar de pruebas en la instalación Northrop Grumman en California, año 2014. Créditos: Nasa

Suscribirse
Notificar en
guest

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios