Natalia Rondón: «La Bienal de La Habana es una experiencia anhelada

La Bienal de La Habana ha sido el mayor evento de las artes visuales de Cuba desde 1984 y Venezuela ha estado presente en cada edición. Este año la artista Natalia Rondón es la encargada de representar al país con la propuesta Cartografía Portátil. Objetos de viaje.

Texto: Prensa Iartes

La 13a Bienal de La Habana abrió sus puertas al público el 12 de abril de 2019 bajo el lema La Construcción de lo Posible y durante todo un mes el arte ha convertido a la capital cubana en un corredor cultural donde interactúan creadores y público general.

Trayectos subterráneos caraqueños, Matriz del sur, Territorialidades de la isla, La mirada en el sur y Desfragmentaciones se titulan las cinco piezas que conforman Cartografía Portátil. Objetos de viaje, de la artista Natalia Rondón bajo la curaduría de Janette Rodríguez Herrera, quienes nos hablaron de su experiencia en este evento internacional.

«Lo más difícil fue superar los obstáculos que el bloqueo criminal que los Estados Unidos ha puesto sobre Venezuela, pero lo logramos en equipo, trabajando juntos y como signo mágico nos tocó inaugurar un 13 de abril, día glorioso para el pueblo venezolano», afirmó Rodríguez.

Asimismo aseguró que su compromiso como curadora siempre ha sido de trabajo conjunto, acompañamiento y creación en equipo para unificar criterios, también desde lo diverso para que el proyecto logre concretarse con éxito.

Por su parte, la artista venezolana Natalia Rondón también hizo referencia al trabajo en equipo al afirmar que «la Bienal de La Habana es una experiencia anhelada, es un honor estar en una bienal entre dos países hermanos. Tal representación me llena una satisfacción no solo individual sino colectiva y de desafío hacia los momentos que vivimos».

Rondón se define como una arqueóloga de ciudad, puesto que encuentra su inspiración en todos los pequeños detalles que conforman una metrópoli. Desde las alcantarillas hasta las esquinas, todo forma parte de la simbología de la ciudad y aseguró que «Cartografía portátil es una obra que rompe algunos parámetros de presentación, a los espectadores se les despierta la curiosidad por descubrir lo que sucede en ese escenario de pliegues impresos y el porqué de los pliegues y el juego de luces entre lo pictórico y lo escultórico».

La Bienal de la Habana, bajo el lema «la construcción de lo posible», culmina el 12 de mayo de 2019.

Dejar un comentario

avatar
600
  Subscribe  
Notificar en