Maduro en clausura de Congreso de Pueblos Indígenas llama a respetar triunfo de Evo Morales

Fotos: Prensa Presidencial

El Presidente venezolano, Nicolás Maduro Moros, hizo un llamado a todos los movimientos indígenas y populares del mundo a alzar sus banderas en apoyo a Evo Morales, quien enfrenta un plan desestabilizador tras los comicios presidenciales celebrados el pasado 20 de octubre donde resultó electo con más de medio millón de votos a su favor. “Vamos a impulsar la solidaridad mundial y el apoyo a Evo Morales (…) quien enfrenta un golpe de Estado oligárquico e imperialista”, señaló Maduro durante la clausura del I Congreso Internacional de los Pueblos Originarios, desarrollado en el Parque Nacional La Llovizna del estado Bolívar.


Texto: Correo del Orinoco

El Mandatario aseguró que los sectores que se resisten a aceptar el triunfo de Morales, pretenden desestabilizar Bolivia utilizando parte de la fórmula de violencia que se ha aplicado en Venezuela en diversas oportunidades por sectores de la derecha.

“Evo Morales por cuarta vez ha sido electo por su pueblo, y las oligarquías ya habían anunciado, dos meses antes de las elecciones, que no iban a reconocer los resultados”, enfatizó. Ratificó su apoyo y solidaridad al pueblo de Bolivia y a su gobierno legitimo presidido por Evo Morales, con quien Venezuela sostiene fuertes lazos de hermandad y cooperación. “Exigimos se respeten los resultados electorales”, dijo.

Tras los comicios presidenciales celebrados el pasado 20 de octubre en el Estado Plurinacional de Bolivia, el candidato de la derecha, Carlos Mesa, desconoció los resultados desatándose una ola de violencia que pretende sacar por la fuerza al gobierno legítimamente constituido.

En este contexto, Morales ha denunciado que la actitud de la derecha en su país responde a “no querer reconocer el voto indígena como en el pasado nunca lo hicieron”, al tiempo que ha ratificado su voluntad de defender los derechos sociales, la paz y democracia de su país.

Insta a pueblos indígenas a impulsar los grandes cambios que necesita la humanidad

El presidente Maduro instó este jueves a los pueblos indígenas a impulsar los cambios que se necesitan para la construcción de un nuevo mundo, donde se forjen los valores de la justicia y la equidad. Enfatizó que el I Encuentro Internacional de los Pueblos Indígenas –que clausuró este jueves– permite que «juntos podamos construir la visión de un mundo nuevo, de una humanidad nueva y que los pueblos indígenas sean el alma impulsora, la energía original de los grandes cambios que necesita la humanidad para volver a encontrarse con la justicia, con la igualdad».

Señaló que este Congreso, que forma parte de los acuerdos alcanzados en el Foro de Sao Paulo, celebrado en Caracas en julio pasado, permite llevar a todos los países que participan en el evento la verdad de Venezuela y así derrocar la campaña mediática promovida por el gobierno de Estados Unidos (EEUU) y naciones de derecha de la región.

De igual forma, manifestó que estos congresos permiten afianzar las alianzas sociales entre Venezuela y los movimientos del mundo.

Durante la actividad, estuvo presente Nicolás Estes, uno de los miembros de los pueblos originarios de Dakota del Norte (de la tribu Sioux), Estados Unidos; quien agradeció el apoyo brindado en 2007 por Venezuela durante el gobierno del comandante Hugo Chávez.

«El gobierno revolucionario de Venezuela nos ayudó cuando más lo necesitábamos, llenando nuestros tanques para la calefacción. Esta es una de las razones para las que vine a decir aquí que gracias, gracias al pueblo venezolano», expresó Estes.

Venezuela acogerá congreso fundacional de movimiento indígena en agosto del 2020

Por otro lado,  los delegados del I Congreso Internacional de Pueblos Originarios decidieron que Venezuela acogerá el congreso fundacional de un movimiento de pueblos originarios a realizarse en el mes de agosto del año 2020, organización que tendrá como objetivo agrupar a diferentes comunidades indígenas del mundo.

Martha Mesa, vocera indígena de Honduras, explicó que Venezuela será sede de dicha organización, y que los más de 400 representantes indígenas y tribales participantes de este primer congreso, formarán parte de la reunión inaugural el próximo año.

Detalló que esta instancia buscará establecer alianzas con organizaciones mundiales y continentales para velar por las reivindicaciones sociales y políticas que demanden los pueblos, definiendo una línea progresista contra el imperialismo y el neoliberalismo.

“Proponemos conformar una organización internacional de movimientos indígenas y progresistas para combatir en el marco de nuestra pluralidad y diversidad, todos los mecanismos de dominación del imperialismo y sus medidas neoliberales. Será una organización articulada en un plan de lucha anticolonialista”, indicó la vocero durante la presentaciones de las conclusiones en transmisión conjunta de radio y televisión.

De igual forma, los congregados en este primer encuentro concluyeron rechazar, el paquetazo y represión del gobierno ecuatoriano liderado por Lenín Moreno, y saludaron la derogatoria del decreto 883 tras la exigencia de los movimientos indígenas.

Además, repudiaron “la conducta criminal” de la administración Sebastián Piñera y celebraron las movilizaciones del pueblo chileno contra el sistema neoliberal que impera en esa nación suramericana, y respaldaron la lucha el pueblo Mapuche.

“Celebramos el despertar volcánico del pueblo de Chile. Nos solidarizamos con la voluntad indoblegable de la lucha del pueblo Mapuche, ante los atropellos constantes a los que son sometidos por su gobierno”, dijo Mesa.

Agregó el reconocimiento al gobierno venezolano y el repudio a los intentos de desestabilización del gobierno de Estados Unidos contra el país, así como su condena a los incendios en la Amazonía que causaron el desplazamiento de comunidades indígenas, aseveró.

“No están solos, nosotros estamos con ustedes, porque Venezuela somos todos y todas y cada uno de los pueblos indígenas del mundo”, subrayó.

En este encuentro participaron 18 países y delegaciones de más de 60 naciones pertenecientes a 25 pueblos indígenas del mundo más 42 del territorio nacional junto a 400 representantes venezolanos, quienes debatieron durante tres días diversas temáticas relativas a la lucha de los pueblos originarios.

 

Dejar un comentario

avatar
600
  Subscribe  
Notificar en