Con alegría, “Los hijos de Chávez le cantaron a Fidel” en el Teresa Carreño

Los pueblos agradecidos de Cuba y Venezuela unieron su arte para ofrecer una ofrenda musical realizar el emotivo concierto “Los Hijos de Chávez le cantan a Fidel”, con la sala José Félix Ribas del Teatro Teresa Carreño llena a reventar.

Texto: Prensa Cendis

El concierto se realizó con el auspicio del Ministerio del Poder Popular para la Cultura (MPPC), el apoyo de la gobernación del Distrito Capital, a través de la Fundación Banda Marcial Caracas, la Embajada de Cuba en Venezuela y el Movimiento de Solidaridad Mutua Venezuela-Cuba.

El recital estuvo basado en un poema de Raúl Gómez Aguirre, un trabajo que se llamaba “Revolución sin Juventud”, tratando de demostrar qué pasaba, y que una revolución debe ser siempre joven, dijo el director de la Agrupación Moncada, Jorge Gómez, al acotar durante el concierto la primera frase del mismo que dice: “Sobre alegrías han de levantarse los pueblos y no sobre dolores”. Mucha veces hay conciertos dónde se finaliza con temas serios, pero yo creo que la alegría es un tema muy serio entre dos pueblos en común, Venezuela y Cuba, este es el pueblo de Chávez”.

Y con esta alegría que los Hijos de Chávez le cantamos a Fidel concluyendo con un tema muy pegajoso que se originó para una campaña ecológica: “Y que no suba la marea” y con el cual el público de distintas generaciones cantó y bailó gracias a esta legendaria agrupación.

El concierto comenzó con la intervención de la Orquesta Típica Nacional, de la Fundación Compañía Nacional de Música, y las interpretaciones de Alí Alejandro Primera, entre ellas “Mi alma canta la voz de Chávez”, con letra del mismo intérprete, y luego cerró con un tema muy emotivo, del cantor y compositor cubano Raúl Torres, interpretado por Alí Alejandro Primera y Oriana Ramos, titulado: “El Regreso del Amigo”, el cual arrancó lágrimas entre el público asistente.

En el siguiente acto intervino la Agrupación Moncada, grupo distinguido como uno de los mejores dentro del Movimiento de la Nueva Trova Cubana, del cual también es fundador, refrescando el ambiente con: “Clásicos de Moncada”, luego con su sonoridad y calidad característica, que los ha premiado en eventos como el “CubaDisco” hicieron disfrutar al público de la poesía y cadencia de “Será el amor”.

Para seguir con el ambiente alegre y contagioso que provocó la canción: “Caribe” con sus matices de reggae, para luego sorprendernos con su versión del “Alma Llanera”; seguir con un tema muy querido por el comandante Fidel Castro: “Mi historia Crecerá” con un ritmo muy alegre.

No faltó el infaltable “Gallo de Pelea”, que produjeron en video con los muchachos de Buena Fe. Y es así que Gómez habló de la historia de ese tema cuando mencionó un cuatro que Alí Primera les regaló en México, donde pintó un gallo y que decía: Cuba y Venezuela de un gallo las dos espuelas. Le parece que con toda lógica somos las dos espuelas de ese gallo de pelea. En ambas interpretaciones el público coreó y acompañó de pie a esta formidable agrupación que le hizo honores no solo al comandante Fidel sino al pueblo venezolano con este regalo musical.

Su director y fundador Jorge Gómez habló de las letras de las canciones que para ellos deben expresar algo, que tenga que ver con la realidad social. “Son el amor visto desde la óptica contemporánea, sin los cliché, los arquetipos que tiene la canción romántica comercial”, refirió.

José Alberto Imely, percusionista y uno de los fundadores de la Agrupación Moncada, recordó que el grupo nació el 7 de octubre 1972, cuando eran estudiantes universitarios en La Habana. Desde un principio el grupo tuvo como base tres líneas de trabajo: canciones latinoamericanas, la música tradicional cubana y la canción política, y desde entonces no se han salido de ellas.

Agregó que: “se desenvolvían dentro de la universidad, como aficionados, para colaborar con los cambios que se estaban dando en el país, ya que para entonces había mucha música foránea y los jóvenes a la música tradicional le decían música cubana antigua, entonces al aparecer un grupo de jóvenes universitarios llamó mucho la atención y funcionaron así por 10 años de aficionados hasta que el país decidió que pasaran a ser profesionales. Tuvieron el apoyo de la rectoría universitaria, de la Casa de las Américas, ya que cuando ellos comenzaron solo había un Consejo de Nacional de Cultura. Posteriormente, cuando se crea el Ministerio de Cultura fue que se empezó oficialmente a dar apoyo. Sin éste, no habrían perdurado como hasta ahora”, concluye.

En conmemoración de la fecha del paso a la eternidad, 25 de noviembre, de uno de los gigantes de la humanidad Fidel Castro Ruz, la puesta en escena se debió a ese amor profundo como lo fue Fidel y por el mismo que le profesó Hugo Chávez, y el que sienten los pueblos hermanos Cuba y Venezuela. Así como el comandante Hugo Chávez Frías, quién reconoció en vida ser hijo del comandante Fidel Castro, nosotros que reconocemos ser hijos de ese otro gran gigante le cantamos a ese Fidel nuestro.

Con ese sentimiento, Alí Alejandro Primera, presidente del Cendis, informó sobre la motivación de este evento.

El mismo se expresó al agradecer la participación de la Orquesta Típica Nacional, de la Fundación Compañía Nacional de Música, con el aporte musical del maestro Jesús Milano y la Agrupación Moncada de Cuba, que se encuentra en ocasión de la Feria Internacional de Turismo de Venezuela (Fitven).

En esta oprotunidad se abrió un espacio para rendirle un merecido homenaje póstumo a otro gigante como fuera el comandante Fausto, Alí Rodríguez Araque, gran revolucionario de toda su vida y quién acompañó en muchas batallas al gigante Hugo Chávez y que fue amigo de Fidel Castro.

Para más información acerca de nuestras actividades y novedades, síguenos en nuestras redes sociales: @cendismusica en Twitter, @cendismusica en Instagram, y Cendis Música en Facebook.

Dejar un comentario

avatar
600
  Subscribe  
Notificar en