Istúriz dio ejemplos de cómo el bloqueo estadounidense a Venezuela afecta la importación de alimentos (+Video)

Aristóbulo Istúriz. Foto: Zurimar Campos, AVN

En una clase magistral brindada este miércoles durante una reunión entre la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) y miembros del Consejo Nacional de Economía Productiva, incluyendo numerosos empresarios, el primer vicepresidente de la Asamblea Constituyente, Aristóbulo Istúriz, denunció y dio casos específicos de casos en los que los esfuerzos para importar alimentos se han visto frustrados por la presión que el gobierno estadounidense está realizando contra empresas y gobiernos latinoamericanos para que no comercialicen con Venezuela.

Texto: Alba Ciudad (Luigino Bracci Roa)

“Mucha gente no ve el decreto del Presidente Obama” y los efectos sobre la economía, explicó Istúriz. Señaló que hay bloqueos de diferentes tipos, en los que se cierran cuentas de instituciones en el extranjero sin mayor explicación, o se impide realizar transferencias a nivel internacional.

“Hay un cerco financiero”, destacó. En uno de sus ejemplos, indicó que, cuando el Presidente Nicolás Maduro hizo un esfuerzo para traer 10 barcos cargados con azúcar cruda, “no teniéndo los dólares pero teniendo los barcos, no tuvimos el azúcar porque no tuvimos cómo pagarlo por el bloqueo. Y nuestro pueblo haciendo colas, sufriendo”.

Otro ejemplo fue el de las cajas de CLAP (Comités Locales de Abastecimiento y Producción), un mecanismo de distribución de alimentos a través de la propia población. Istúriz señaló que “el Presidente hizo un esfuerzo para tener 18 millones de cajas, para que a cada quien le llegara la caja cada 20 días”, dijo. “Y (Maduro) buscó los dólares y las pagó. Pero para pagarlas, fue una tragedia por el bloqueo financiero“, señaló Istúriz, pues se están cerrando cuentas de diferentes entes en bancos extranjeros.

“Y después que logramos pagarla, triangulando con países amigos, nos meten un bloqueo naviero. ‘Aquí están los 600 contenedores, pero no se los pueden llevar en un sólo viaje. Se los van a llevar de 100 en 100, cuando les dé la gana al imperialismo'”, relató Istúriz.

La clase magistral de Aristóbulo Istúriz en el Consejo de Economía Productiva, 9 agosto 2017

Mire este video en Youtube.

Denunció que el Presidente Maduro tuvo que poner autoridades únicas en los puertos, porque había acaparamiento y bachaqueo productivo. “Se importaban productos y no llegaban al pueblo las importaciones, sino que las revendían en un bachaqueo corporativo. Las cosas salían del puerto y no llegaban a la gente. Muchas empresas producían, y los productos se iban a las islas del Caribe y a Colombia, y no llegaban los productos”. Por ello, el Presidente Maduro creó la Gran Misión Abastecimiento Soberano.

“Pero no basta. Tiene que llegar el producto directamente a la gente. Por eso Maduro creó los CLAP“. Recodó que el CLAP no es una bolsa o una caja, sino un sistema de producción, abastecimiento y distribución controlado por el pueblo, a través de jefes de calle, jefes de cuadra, jefes de barrio, casa por casa.

“La distribución del alimento nunca la ha tenido el pueblo. En el pasado la controlaba la Compañía Guipuzcoana. Hoy lo controla las Empresas Polar”. Señala que los CLAP son el primer sistema en el que el pueblo controla la distribución de la comida, y eso hay que valorarlo.

“Si quieres controlar a los pueblos, contrólales la comida”

Recordó que la guerra económica como forma de ataque contra un país como Venezuela, parte de una filosofía política impulsada por el estadounidense Henry Kissinger, que fue aplicada en la década de 1970 contra el entonces presidente chileno Salvador Allende: “Si quieren control de los pueblos, contrólales la comida. Si quieres controlar a las naciones, contrólales la energía. Y si quieres controlar al mundo, controla el dinero. Por eso, la dictadura del dólar”.

De allí recordó el tema de DolarToday, es decir, el mercado paralelo o ilegal de divisas, cuyos indicadores son llevados desde una página web radicada en Estados Unidos, que hace los cálculos supuestamente a partir del precio de casas de cambio en Cúcuta. La mayoría de los comercios en Venezuela fijan los precios de los productos importados y hasta de productos nacionales, basándose en las fluctuaciones indicadas por esa página web, lo que repercute directamente en la inflación.

Foto: Zurimar Campos, AVN

Denunció Istúriz que la inflación en Venezuela es inducida. “Nadie puede justificar el monto de la política cambiaria en Venezuela. ¡Nadie! Yo reto a que alguien me justifique la inflación en Venezuela. Que un dólar pase de 8 mil a 16 mil, a 20 mil. ¿Qué es eso? Eso no se explica sino como una maniobra del Imperialismo para tumbar a Maduro y la Revolución Bolivariana”.

Recordó que “el 75 por ciento de la inflación en 2016 era inducida”, y señaló que, aunque no tiene cifras, está seguro de que este año es muy superior.

También explicó Istúriz que la caída de los precios del petróleo es una maniobra inducida para arremeter contra Rusia y Venezuela.

Índice Riesgo-País

Denunció también que el indicador riesgo-país correspondiente a Venezuela es uno de los peores del mundo, similar al de Zimbabwe, algo que es absolutamente ilógico pues Venezuela nunca ha dejado de pagar su deuda, tiene la mayor reserva petrolera del mundo y pronto se certificará que tiene la segunda mayor reserva de oro del mundo.

“¿Por qué ese riesgo-país? Porque las calificadores pertenecen a los grandes centros financieros internacionales, y lo usan como arma política para tumbar a Maduro”, recordó Istúriz.

El riesgo país (RP) es un índice que intenta medir el grado de riesgo que alberga un país en relación a las inversiones extranjeras, y es de gran importancia a la hora de que Venezuela solicite créditos a bancos y organismos multilaterales.

Tomar una empresa sólo si es para ponerla a producir

“Nos dimos cuenta que cuando aplicábamos sanciones e íbamos a una empresa que estaba acaparando y bachaqueando, nada hacíamos con tomar la empresa, si no la poníamos a producir”, explicó. “Es fundamental, hermanos trabajadores, que retomemos los CPT (Consejos Productivos de Trabajadores) y darles rango constitucional”.

Señaló que son más importantes que un sindicato, porque es necesario que los trabajadores conozcan cómo funciona la empresa, sus procesos, los insumos, de dónde vienen, cuánto se gasta y cuál es su estructura de costos. “Si nos toca manejar esa empresa, tenemos que estar en capacidad de hacerlo y no ser simplemente un trabajador que cumple un horario”.

“Nuestro pueblo tiene que saber eso, porque sólo así atornillamos la esperanza de nuestro pueblo y lo atornillamos en esta batalla”.

Enfrentar la guerra económica

Parte de las declaraciones de Istúriz surgen tras un llamado de atención de Oscar Schemel, constituyente elegido por el sector empresarial, quien en su intervención recordó los graves problemas que vive la mayor parte de la población producto de la guerra económica.

La gente está sufriendo por la inflación y el desabastecimiento. No hay tiempo. Hay que dar respuestas inmediatas“, señaló Schemel. “Durante 4 meses la oposición sacó el foco de la opinión pública, de la economía a la guarimba. Hoy, nuevamente el foco de los venezolanos está en la economía. Su demanda de soluciones y respuestas a los problemas de desabastecimiento e inflación se han acentuado. La luna de miel es corta. Muy pronto observaremos con mucha mayor intensidad estas demandas, muy cerca de nosotros como constituyentes”.

Foto: Zurimar Campos, AVN

Indicó que “hay que darles respuestas a las soluciones a los venezolanos. El foco vuelve a estar en la gestión, en la economía, en la esperanza”.

Al respecto, Istúriz llamó a Schemel a ayudar a construir esperanza en el pueblo, usando la verdad para ello. “No se puede construir con la manipulación. Mientras manipulen y hagan ver al pueblo, a través de los medios y la guerra mediática, que Maduro es el responsable de lo que pasa, cuando Maduro ha hecho el mayor esfuerzo” para solucionar la guerra económica a pesar de los bloqueos y medidas que se intentan para alterar la economía.

“Pero están los imperialistas y sus lacayos en Venezuela, que tienen la responsabilidad del sacrificio que está pasando nuestro pueblo”. Pidio a los constituyentes jugar el papel político de clarificar al pueblo lo que ocurre, para que no sea manipulado.

Señaló que “hay que construir un plan de la coyuntura para enfrentar la guerra económica”. Hay que defender el poder adquisitivo de la gente, enfrentar el Dólar Today, hacerle frente al bloqueo estadounidense contra Venezuela, fortalecer las relaciones bilaterales con otros países, el riesgo país y otros grandes debates que hay que dar”.

“Y, al mismo tiempo, construir el nuevo modelo económico“, señaló, “trabajando políticamente manteniendo la esperanza al pueblo, trabajando con la verdad y desenmascarando a los enemigos de la Patria”.

Recalcó que Venezuela seguirá siendo un país petrolero, pero se agotó el modelo económico de vivir de la renta del petróleo. “Pero no se agotó de forma natural, sino en un momento histórico en el cual el país es víctima de una ofensiva imperialista y oligárquica, en el cual se está utilizando la guerra económica como instrumento de lucha política, en el marco de una guerra asimétrica de cuarta generación. Donde los disparos no son contra el Presidente Maduro directamente, sino contra el pueblo más pobre, para que este pueblo reaccione contra el gobierno bolivariano y dé al traste con el proceso de la revolución”.

Foto: Zurimar Campos, AVN

“Lo grave del rentismo es que es una cultura”, dijo Aristóbulo, y dio como ejemplo que el año pasado, en diciembre, hubo una escasez severa de harina de maíz blanco para hacer hallacas (plato navideño tradicional venezolano), aunque abundaba el maíz amarillo. “La gente compra harina de maíz blanco y la pintan con onoto. ¿Por qué no las hacemos con maíz amarillo?”, cuestionó.

Chávez atendió la coyuntura social

Istúriz también realizó un repaso histórico en los logros de los 17 años de los gobiernos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro. “Si no hubiésemos atendido la coyuntura de la demanda social, no estaríamos aquí hoy”.

De 300 mil pensionados, se subió a 3 millones 200 mil. Con un déficit de 3 millones de viviendas, se han construido 1,7 millones. Había sólo 300 mil estudiantes universitarios y van ya 3 millones. Había 64 por ciento de pobreza y ahora hay 19 por ciento. Había 34 por ciento de pobreza extrema y hoy hay 4,5 por ciento de pobreza extrema. “Este país es el menos desigual de la región; los indicadores sociales nos hacen sentir orgullosos”.

Recordó que el Presidente Maduro convocó varias veces al empresariado al diálogo, así como a la oposición. Creó el Consejo Nacional de Economía y les dio la Agenda Económica Bolivariana y los quince motores o áreas de avance, para lograr la producción de al menos 50 rubros de forma soberana, saltando de una economía monoproductora y rentista, a una economía productiva.

“Toda producción debe pensar en la necesidad de la gente y no en mí para enriquecerme”, dijo el vicepresidente de la ANC. “Esa es la diferencia entre un empresario patriota, nacionalista, que ame a su país; y uno que no ame a la Patria sino que esté dispuesto a venderla y entregarla”.

También puede leer:

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600
wpDiscuz