Privados de libertad participaron en el III Festival de Danza Tradicional

Foto: Archivo

Foto: Archivo

La Sala Juan Bautista Plaza de la Biblioteca Nacional, ubicada en el Foro Libertador, en Caracas, fue escenario de un colorido espectáculo en el que el público disfrutó de un extenso recorrido por los bailes típicos venezolanos durante la celebración del III Festival Nacional de Danza Tradicional Somos Derechos Humanos y Paz, donde participaron 168 privadas y privados de libertad.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

 

Texto: Correo del Orinoco (Elízabeth Pérez Madriz)

Leonardo Romero, director general de atención del Ministerio de Servicios Penitenciarios, al iniciar el acto señaló que la actividad está enmarcada en los procesos de transformación que lleva a cabo este organismo a través de las políticas públicas que viene implementando desde hace cinco años la ministra Iris Varela, que contempla la cultura como una herramienta de transformación social.

“Esto no es casual -dijo-, son muchachos que pueden dar fe del trabajo que se hace dentro de los establecimientos penitenciarios; no es el trabajo de un día, es una labor constante, que se aprecia, que se hace con cariño y ellos mismos son constancia de que nosotros como servicio penitenciario estamos aplicando el nuevo régimen en todos los espacios”.

Es esencial promover la cultura

Considera Romero que este acto cultural es una herramienta que ellos van a utilizar luego, a su salida, para enseñarle a su comunidad, a su familia, a sus hijos, a sus sobrinos, a todo su grupo, que aprendieron algo dentro del establecimiento penitenciario a través de la cultura y la danza tradicional, que es el rescate de la identidad y el patrimonio cultural, “dos elementos esenciales que siempre destacaba nuestro comandante eterno Hugo Chávez, quien siempre nos enseñó la importancia de promover la cultura en todas las áreas”.

En la actividad participan 168 privados de libertad. “Estamos hablando de que aquí están representados 11 establecimientos penitenciarios, que dan fe del nuevo régimen y del trabajo que se viene haciendo día a día dentro de estos centros”, enfatizó.

Comentó el director de servicios penitenciarios que en el festival se va a evaluar mejor vestuario, mejor coreografía y mejor investigación, primeros y segundos lugares en cada una de las categorías. “Es un trabajo que no solo es venir y ejecutar un aspecto artístico, gran parte de ellos son artistas; nosotros no los vemos como privados de libertad, los vemos como artistas, y aparte de eso hay que tomar en cuenta el trabajo educativo que conlleva toda la programación de la actividad”, refirió.

Al ser entrevistados dos ejecutantes de la danza tradicional expresaron gran complacencia y agradecimiento por la oportunidad que les han brindado para formar parte en estas actividades.

“Sí podemos cambiar”

Para Nixon Rodríguez, de la penitenciaría de Coro, “es grato compartir con otros compañeros de otros centros penitenciarios y con mucho orgullo, porque estoy demostrándole al público y a mis familiares que sí podemos cambiar, que tenemos costumbres, que tenemos manifestaciones culturales y esto es la prueba de ello. Nos encontramos varios compañeros que hemos participado en festivales anteriores que fueron competencias regionales.

“He participado en encuentros anteriores, dijo Rodríguez, donde logramos obtener segundo y tercer lugar y hacer una presentación para ganar la competencia nacional”. “Agradezco mucho a la ministra Iris Varela por el apoyo en el área cultural que nos ha dado a todos los internos y aplaudo este programa porque promover la cultura es fundamental y parte del legado de Chávez es que la cultura y nuestros valores culturales prevalezcan”, señaló.

Kiara Bernal, del Centro Penitenciario de Aragua, anexo femenino, primeramente agradeció a Dios y al Ministerio de Servicios Penitenciarios por la oportunidad que le brindan de presentar su talento: “Gracias a la ayuda que nos brindan nos han proporcionado una mano para la transformación de las privadas y privados de libertad”, afirmó.

Visiblemente emocionada, expresó: “Sinceramente estamos agradecidos, somos fieles creyentes de las segundas oportunidades y esto es una etapa de transformación que estamos teniendo, y siempre al final del túnel vamos a ver la luz; agradecemos mucho la mano que nos están brindando para superarnos y salir adelante, porque estas actividades culturales contribuyen mucho a ello”.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600
wpDiscuz