Freddy Ñáñez: Yves Bonnefoy fue un grande de la poesía

cfd6ae72-8157-40aa-a75e-24ee3e416379El ministro del Poder Popular para la Cultura, Freddy Ñáñez, calificó de gran poeta al escritor, ensayista y traductor francés Yves Bonnefoy, quien falleció a los 93 años de edad el pasado viernes en París.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

Texto: Prensa MPPC

A través de su cuenta en Twitter, @luchaalmada, Ñáñez invitó a todos los pueblos del mundo a mantener viva la esencia de este importante referente de la literatura contemporánea mediante la lectura de sus valiosas obras. “Para no despedirnos de dos grandes, los leemos hasta volverlos a la vida. #YvesBonnefoy”, escribió.

Bonnefoy nació el 24 de junio de 1923 en Tours, centro de Francia. Hijo de padres obreros, abandonó los estudios de matemáticas en su ciudad natal a los 20 años de edad para mudarse a París, donde se dedicó a la historia de la filosofía y de la ciencia, bajo la influencia de los intelectuales Gaston Bachelard y Jean Hippolite.

Su vida literaria inició adherida al surrealismo, tendencia que abandonó años más tarde, al considerar que renunciaba a la realidad por un mundo cerrado de símbolos muchas veces herméticos.

En 1953 publica su primer gran poemario Du mouvement et de l’immobilité de Douve (Del movimiento y la inmovilidad de Douve), obra que obtuvo un éxito inmediato dentro y fuera de Francia, abriéndole las puertas a países como Italia y Estados Unidos.

Entre sus piezas literarias también destacan Tablas Curvas (2001), Piedra escrita (1965), La Nube Roja (2003) y Tarea de Esperanza (2007), que forman parte de su colección de más de 100 libros.

Bonnefoy obtuvo prestigiosos galardones nacionales e internacionales, como el premio Goncourt de Francia en 1987 y el premio de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL) a las lenguas romances en 2013.

Fue nombrado doctor honoris causa en innumerables universidades del mundo, como Oxford, Chicago o Siena y era profesor honorario en el prestigioso College de France de París.

Su nombre se hizo escuchar en repetidas ocasiones como candidato al Premio Nobel por su obra poética y su significativa labor como crítico de arte y traductor, que le permitió pasar al francés las grandes obras de teatro de William Shakespeare, Francesco Petrarca y William Butler Yeats.

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this page

También puede leer:

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600
wpDiscuz