Bolivia: Único país del mundo que logró quebrar a McDonald’s

(Archivo)

Un documental reveló que Bolivia es el único país de América Latina donde fracasó la cadena de hamburguesas Mc Donald’s, que no pudo competir con los platos de la cocina andina, pese a que la cadena estadounidense intentó adaptarse a los gustos locales  incluyendo salsas locales y música folclórica. Por eso, en 2002 y después de cinco años en el país, la cadena de hamburguesas decidió cerrar sus ocho sucursales en La Paz, Cochabamba y Santa Cruz.

Texto: Opinion.com.bo y BBC

Su gran “M” amarilla sobre fondo rojo es reconocible en buena parte del mundo y es uno de los símbolos de la dominación cultural estadounidense. Pero hay un lugar de América Latina en el que la cadena de hamburguesas McDonald’s no tuvo el éxito esperado: Bolivia.

En dicho país, pese a que el restaurante intentó adaptarse a los gustos locales (incluyó la llajwa, la salsa con la que los bolivianos aliñan sus platos, y música folclórica), no logró triunfar. Por eso, en 2002 y después de cinco años en el país, la cadena de hamburguesas decidió cerrar sus ocho sucursales en La Paz, Cochabamba y Santa Cruz.

Ahora el documental “¿Por qué quebró McDonald’s en Bolivia?” explora el motivo por el que los habitantes de esas ciudades le dieron la espalda a las hamburguesas más populares del mundo. “La cultura le ganó a una transnacional, al mundo globalizado”, afirma en conversación con la agencia de noticias BBC Mundo, Fernando Martínez, director del documental.

(Archivo)

Para Martínez, una de las claves de ese fracaso fue el precio. Según explica, el menú más barato costaba entonces 25 pesos bolivianos (algo más de 3 dólares), mientras que, por ejemplo, en La Paz, en la actualidad se puede conseguir un almuerzo completo en un mercado popular por 7 bolivianos (menos de un dólar).

“Es fácil atribuirlo a la economía, pero detrás de ella están las personas, la sociología y los aspectos culturales”, matiza Martínez al explicar que esos precios tan asequibles se deben a la relación de los bolivianos “cercana a la tierra” que les lleva a comer platos con los productos tradicionales “de sabores intensos y fuertes y de muchas horas en la cocina”.

Cultura culinaria de Bolivia

El documentalista busca reflejar la cultura boliviana a través de la actividad culinaria como una representación de la industria cultural más importante y grande de nuestro país. “Somos un país de sabores fuertes, de muchas horas de trabajo dentro la cocina, eso es amor. Bolivia y sus sabores, hoy, son la representación de un mestizaje grande, ése es el valor que tiene nuestra cocina”, fundamenta Martínez.

Se escogió el género documental porque “una imagen documental es más poderosa que una ficción”, explica Martínez, haciendo referencia a la importancia de reflejar aquello que la televisión no muestra. El director apuesta por la producción de documentales bolivianos porque en Bolivia “cada esquina tiene una historia digna de ser contada”.

Esta coproducción boliviana-argentina-venezolana se grabó en dos etapas. La primera, una etapa de investigación, exigió la realización de unas 125 entrevistas y un viaje por toda Bolivia; la segunda está dedicada a entrevistas intimistas en La Paz, Cochabamba y Santa Cruz. Las grabaciones se extendieron también a Buenos Aires, Salta, Lima, Arica, Cuzco, Santiago, Bogotá, Caracas y San Pablo. Las dos etapas de rodaje sumaron 90 días y otras 90 de edición. La etapa de post producción fue más larga, pues abarcó alrededor de cuatro meses, debido a las exigencias de calidad en audio e imagen requerida.

El documental demandó una inversión de alrededor de 180 mil dólares, que ha sido cubierto por varios fondos internacionales de Suecia, Argentina y Venezuela, en cooperación al trabajo de Producen Bolivia e Ibermedia.

Documental cultural

A lo largo de sus 75 minutos de metraje, el espectador podrá descubrir el significado de la comida en las diferentes regiones de Bolivia, con más de diez personajes, entre ellos chefs bolivianos, cocineras, personalidades de la cultura, nutricionistas e historiadores. Es un documental bastante cultural “para poder disfrutar de nosotros mismos”, comenta el director.

El estreno mundial se realizó en el Festival Internacional de Cine de Göteborg, en Suecia, donde el filme tuvo una buena acogida. También ha participado en festivales de México, Chile, Brasil y, paralelo al estreno en Bolivia, se presenta en España.

Por último, consultamos a Martínez: ¿Por qué quebró McDonald’s? “Bolivia es un país que abre el corazón y demuestra cariño a través de la comida y el baile. Detrás de las razones económicas hay mucha sociología, y en ella mucha cultura”, explica. “En este caso la cultura triunfó”.

También puede leer:

Dejar un comentario

¡Sea la primera persona en comentar!

Notificar en
avatar
600
wpDiscuz