Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras de Alba Ciudad publica su Declaración de Principios

(Archivo)

La Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras de Alba Ciudad 96.3 FM, tras varias reuniones y mucha discusión y reflexión, redactó su declaración de principios, identificándose completamente con aquellos plasmados enla Constitución de la República Bolivariana de Venezuela pero además marcando su carácter antiimperialista, socialista, bolivariano, promotora de la unidad de nuestros pueblos latinoamericanos y garante del reconocimiento de nuestro legado cultural popular, transgresora de los patrones formales de la comunicación burguesa, reivindicando la lucha de clases y el feminismo, y acompañante de todas las iniciativas y expresiones que rompan con la lógica del capital y sus reproducciones culturales.

Declaración de principios de ALBA CIUDAD 96.3 FM

1.CONTEXTO

“La lucha de clases, motor de la Historia”
Carlos Marx.

La segunda mitad del siglo XX signada por el conflicto permanente entre dos polos de poder y sus consecuencias, llevó a las potencias capitalistas especialmente los EE.UU, a desarrollar su aparato militar y cultural con la mayor de las velocidades y la mayor inversión económica en los avances tecnológicos que desarrollaban ambas industrias de manera desproporcionada en manos de grandes empresarios y consorcios industriales que expandieron su dominio sobre la mayoría de los países y seres, como nunca antes en la historia de la humanidad.

Cientos fueron las expresiones militares, culturales políticas de resistencia en Latinoamerica y el Mundo contra esta hegemonía y sus expresiones nacionales en cada uno de nuestros países, en Centroamérica, en el Caribe y en Suramérica, las reformas radicales de Jacobo Arbens, el Bogotazo y la resistencia Colombiana aún viva luego del asesinato de Jorge Elicer Gaitán, la Cuba, Fidel y Che ejemplos de lucha eterna, la resistencia heroica del pueblo Dominicano y el Coronel Francisco Caamaño, Chile y su Allende, la guerrilla Venezolana, la Sandinista, la del Farabundo Martí, la Unidad Revolucionaria Nacional Guatemalteca, los Tupamaros en el Sur entre muchas otras, todas herederas de nuestros indígenas, afrodescendientes y libertadores continentales quienes de la mano de Bolívar nos hicieron un pueblo aguerrido y luchador.

De esta forma el conflicto entre el polo Sovietico y sus aliados, contra el polo Capitalista se desarrollaba en nuestro continente. Según un estudio realizado por el Consejo de Movimientos Sociales de la ALBA, “Venezuela, por su importancia geoestratégica y petrolera fue en nuestro continente junto con Puerto Rico y México quienes recibieron la mayor descarga ideológica de la industria cultural Norteamericana”, música, televisión, cine, radio, prensa, arte, literatura etc, fue legitimando cada vez más el sistema capitalista, mientras en los focos de resistencia, se golpeaba con la otra Industria, la Militar, ya para la última década de este siglo, el polo Sovietico había sido derrotado y la prepotencia Imperial nos evocaba “el fin de la Historia”, lanzaba el Neoliberalismo como la solución a los problemas del orbe, encabezada por un gran aparato comunicacional demoledor, adormecedor, excluyente de las grandes mayorías y alienante. El FMI, BM, decidían el futuro de miles de millones en el Mundo; pero nuevamente Latinoamerica se levantaría como lo hizo en el siglo XIX contra España y en el XX contra Norteamérica, con el pueblo de Bolívar a la cabeza el 27 de Febrero del 89, con la tierra que levantaba el muro de Berlin, se impulsaba Caracas diciendole no a este proyecto hegemónico, lo seguían los hijos e hijas de Villa y Zapata, con el EZLN, los impulsaba el alzamiento de militares Bolivarianos en Venezuela y finalmente el punto de quiebre en 1999, cuando el país que durante muchos años fue ejemplo de democracia burguesa y entreguista para los Yanquis elegía a Hugo Chavez Frías unos de los militares bolivarianos insurrectos de finales del siglo XX.

Esto trajo consigo el llamado efecto mariposa, el cual llenó de ventarrascas todo el continente y cada quien con sus tiempos y circunstancias se fueron levantando, Argentina, Bolivia, Brasil, Nicaragua, Paraguay, Ecuador, Uruguay, cada uno a su modo, pero todos levantando las Banderas de la Independencia política, económica y sobre todo el proyecto Bolivariano de la de la unidad de nuestros pueblos.

Por supuesto, el Imperio no se ha quedado sentado ante este levantamiento, ha desplegado toda la inmensa y moderna Industria Cultural incrustada en nuestra cotidianidad y a atacado con todo lo que tiene a nuestros países en su proceso de liberación. Basta con observar, el golpe de Estado en Venezuela, las catorce mil propagandas en contra de la Revolución durante el paro patronal petrolero de 2002-2003, contra el Sandinismo en Nicaragua, los ya varios intentos de Golpe y secesión contra Evo Morales y más actualmente el intento de Golpe y Magnicidio contra Rafael Correa.

Ante semejante panorama y en términos generales , la Cultura, opera como dotadora de sentido al mundo , haciéndolo comprensible para los sujetos. La cultura, entendiendo esta como la producción y reproducción espiritual, inmaterial, subjetiva e ínter-subjetiva de los seres humanos, opera en contextos histórico sociales determinados como legitimadora y reproductora de las lógicas de acumulación y dominación de las clases que detentan el poder.

Ahora bien, si tomamos como un hecho que en el contexto histórico social que nos toca vivir, la lucha política entre dos modelos se ha trascendido convirtiéndose en una real disputa entre modelos de sociedad, queda claro que en términos culturales no solo se da una batalla entre dos culturas políticas distintas, sino entre dos modelos culturales que responden a intereses de clase diferentes y por lo tanto antagónicos en mayor o menor medida. Ello implica, que esta en juego no solo lo referente a la cultura política, sino lo referente a diversas áreas de la cultura, como es el caso de lo artístico, lo audiovisual-comunicativo, lo educativo, lo religioso, lo laboral-productivo y otros.

Esta confrontación por ahora al menos en Venezuela no es armada y bien lo hemos comprendido de nuestro comandante Hugo Chávez cuando nos llama a la Batalla de las ideas , o como lo han definido otros autores “la guerra de cuarta generación”, a la cual nos somete el Imperio y nosotros y nosotras estamos obligados a dar y ganar en todos los terrenos, y en el caso de ALBA CIUDAD 96.3 FM la utilización de esta radio como una herramienta tecnológica al servicio de la Revolución Socialista y la liberación de nuestros pueblo.

En este sentido, ALBA CIUDAD 96.3 FM como radio del Ministerio del Poder Popular para la Cultura de la Revolución Bolivariana, es definitivamente un instrumento de ofensiva ideológica en medio de esta disputa de dos modelos culturales, uno que estamos derrumbando y otro que lucha por hegemonizar y convencer de su importancia e irreversible victoria.
Es por ello que al igual que, Guaicaipuro, Paramacony, Juana Azurduy, Bartolina Sisa, Tupac Katari, las y los Lanceros de nuestros llanos, José Leonardo Chirinos, todas las guerrillas Latinoamericanas del siglo XX y XXI, asumimos la Guerrilla Comunicacional como forma de lucha frente a la Industria Cultural Capitalista, por ser esta Guerrilla Ideológica transgresora de los patrones formales de la comunicación burguesa y porque se enfrenta a la hegemónica industria cultural del capitalismo quien en medio de una crisis mundial, incrementa sus armas de persuasión y control mental para confundir y desclasar a nuestros pueblos en contra de sus propios intereses.

2. PRINCIPIOS

“Se lucha contra la vieja estructura al apoyarnos en el
pueblo para superar esa estructura”

Ernesto “Che” Guevara

El objetivo de los productos comunicativos que se realicen y difundan en ALBA, tiene como principio irrenunciable servir de instrumento para la construcción del Socialismo, desde la identificación con las y los pobres y explotados por el sistema capitalista en todas sus facetas y el legado histórico de sus luchas. Por ello, nos declaramos ante todo clasistas, lo que implica ser sujetos activos en la formación de la conciencia de clase de nosotras y nosotros, como pueblo. Como radio del Ministerio del Poder Popular para la Cultura difundir las políticas públicas culturales de la Revolución Bolivariana es una tarea fundamental en la consolidación de este objetivo.

ALBA CIUDAD 96.3 FM se identifica con los siguientes principios recogidos en el preámbulo de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela:

  1. El establecimiento de una sociedad democrática, participativa y protagónica,
  2. Multiétnica y pluricultural,
  3. Que consolide los valores de la libertad, la independencia, la paz, la solidaridad, el bien común, la integridad territorial y la convivencia.
  4. Haremos promoción, difusión y formación en el acceso a los siguiente derechos: el derecho a la vida, al trabajo, a la cultura, a la educación, a la justicia social y a la igualdad sin discriminación ni subordinación alguna;
  5. Promoveremos la cooperación pacífica entre las naciones, además de la garantía universal e indivisible de los derechos humanos, la democratización de la sociedad internacional, el desarme nuclear, el equilibrio ecológico y los bienes jurídicos ambientales como patrimonio común e irrenunciable de la humanidad.

Además, ALBA CIUDAD 96.3 FM se declara:

  1. Antiimperialista.
  2. Promotora de la unidad de nuestros pueblos latinoamericanos y garante del reconocimiento de nuestro legado cultural popular.
  3. Socialista y bolivariana.
  4. Transgresora de los patrones formales de la comunicación burguesa, por considerarla alienante y excluyente, un instrumento ideológico para la dominación de nosotras y nosotros como pueblo.
  5. Acompañante e instrumento de todas las iniciativas y expresiones que desde nuestro pueblo rompan con la lógica del capital y todas sus producciones y reproducciones culturales.
  6. Reivindicamos dentro de la lucha de clases al feminismo como instrumento para la liberación de la mujer.

3. PROGRAMACIÓN:

Cada programa, micro, promo, canción, noticia, evento divulgado por ALBA CIUDAD 96.3 FM, en su formato web, radial o escrito, se rige por los principios antes expuestos, y cualquier desviación irrupción de ellos será debidamente sancionado por las instancias creadas para ello dentro de este medio.

En ALBA CIUADAD 96.3 FM, el abordaje de cada uno de los temas, en su programación se hará rompiendo con los patrones tradicionales de los medios de comunicación en manos de la burguesía quienes denigran de la condición humana y la conciben como mercancía o consumidores al servicio de las principales empresas capitalistas, se alejan en su lenguaje y forma de la cotidianidad del pueblo Venezolano o peor aun les impone patrones culturales ajenos a nuestra realidad, por ello la IRREVERENCIA política, artística, literaria y emancipadora serán base fundamental del patrón estético que presente este medio en cada una de sus producciones, programas, promos y eventos.

En ALBA CIUDAD 96.3 FM, el cobro de dinero (PAYOLA) para introducir y promocionar cualquier expresión artística, en la programación general de la radio por parte del personal asalariado y de cualquier Productor o Productora Nacional Independiente, está totalmente prohibido, se considera una falta grave a los principios antes expuestos y será sancionado con la mayor rigurosidad por las instancias administrativas y políticas de este medio de comunicación.

ALBA CIUDAD 96.3 FM, dedicará su programación para público de todas las edades, sin discriminación, ni exclusión de ningún tipo.

En ALBA CIUDAD 96. 3 FM, se promoverá la lucha contra la discriminación de género, raza o etnia, por ello se considera como una falta grave a nuestros principios cualquier comentario homofóbico, xenofóbico, racista, sexista o machista que en producciones, programas, eventos o promociones se realice.

En ALBA CIUDAD 96.3 FM, se divulgará y promoverán las producciones de los medios alternativos y comunitarios de Venezuela y Latinoamérica siempre y cuando cumpla con los principios establecidos en este manual.

En ALBA CIUDAD 96.3 FM, se colocaran al acceso de todos los sectores revolucionarios organizados del País los programas y producciones realizadas en este medio.

ALBA CIUDAD 96.3 FM, es una ventana directa para la consolidación de las tres R al cuadrado y la contraloría social como instrumento del Poder Popular para su consolidación, por ello en su programación se abrirá las puertas para la denuncia de irregularidades vía web, personal o telefónica, siempre que esta sea hecha de manera responsable y con suficientes pruebas para salir al aire.

4. DE SU FUNCIONAMIENTO INTERNO:

Además de sus instancias administrativas, las cuales generan responsabilidades individuales y colectivas en cada una de las funciones realizadas, identifiquense como: Dirección, Coordinador@s, Productor@s, Musicalizaror@s, Operador@s, Ténic@s, Web Master, Periodistas, Equipo Administrativo, Diseñador@s, Fotograf@s y demás necesarios, en ALBA CIUDAD existe la Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras, promotora del Consejo de Trabajador@s, la cual es la instancia de planificación y ejecución de la radio, la web y la escrita, en todas sus facetas, y sirve esta para evaluar, el funcionamiento tanto individual como colectivo del medio de comunicación y sancionar moralmente cuando se rompa con alguno de los principios antes expuestos y estimular cuando suceda lo contrario a quienes estén incorporados e incorporadas a esta instancia.

También llevará ante las instancias administrativas del medio, cualquier caso que considere irregular en el ejercicio de las funciones laborales regidas por el Código de ética del Periodismo, la ley de responsabilidad social en radio y televisión y la Ley Orgánica del Trabajo.

ALBA CIUDAD 96.3 FM, debe promover, una Asamblea de Productor@s Nacionales Independientes (PNI), la cual se reunirá para evaluar, diseñar y proponer políticas comunicacionales para el medio y así fortalecer desde cada uno de los colectivos culturales, políticos y sociales, el buen funcionamiento de este medio de comunicación.

ALBA CIUDAD 96.3 FM, debe promover, un comité de usuarios en los términos referidos en la Ley RESORTE, para promover la participación de los y las oyentes y lector@s en la práctica del hecho comunicacional revolucionario.

5.DE SU PLATAFORMA TECNOLÓGICA:

ALBA CIUDAD 96. 3 FM, se declara libre de software privativo y promueve todas las iniciativas de tecnologías libres y no dependencia tecnológica de nuestros pueblos lo cual nos acerca, mucho más en el siglo XXI, a nuestra 2da y verdadera independencia.

ALBA CIUDAD 96.3 FM avanza progresivamente hacia la propagación de su mensaje a mayor cantidad de personas, por esto trabajara constantemente por desarrollar y mejorar su plataforma tecnológica, tanto en su alcance como en su calidad, esto incluye alianzas con radios, web, y prensa alternativa y comunitaria de Venezuela y Latinoamérica las cuales en tratamiento reciproco divulgaran nuestras producciones, promociones, eventos y programas según los acuerdos a los que se lleguen previamente con cada una de ellas.

Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras de Alba Ciudad.

También puede leer:

Dejar un comentario

3 Comentarios en "Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras de Alba Ciudad publica su Declaración de Principios"

Notificar en
avatar
600
trackback

[…] pasado mes de mayo, fue publicada la Declaración de Principios de la Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras de Alba Ciudad, en la cual se apoyan los principios de la Constitución Bolivariana de 1999. Además, la emisora […]

Usuario Constante
Invitado

Radio o medio que se hace llamar revolucionario se rige por el código de ética del periodismo y la ley pro-esclavista de 4ta que tenemos en la 5ta? por favor responder “hay Escepticismo”.

alexander
Invitado

saludos camarada los felicitos hermano sigan asi en esa lucha constante